Causas de la Pérdida Auditiva Infantil

Causas de la pérdida auditiva infantil

Muchos son los factores que pueden afectar nuestra audición a lo largo de la vida y en este caso vamos a referirnos a las causas de pérdida auditiva infantil.

Los problemas durante el embarazo pueden complicar el crecimiento y el desarrollo de la audición del bebé, lo que puede hacer que un bebé nazca con una pérdida auditiva o que desarrolle una pérdida auditiva poco después del nacimiento.

Es importante prestar especial atención a las señales de que un niño puede estar perdiendo audición. De esta manera, son los padres, profesores y familiares quienes advertirán de que algo no funciona como debería.

Los profesionales de Caab Centro Auditivo en Pozuelo y Majadahonda, queremos explicar las causas más comunes de la pérdida auditiva infantil.

CAUSAS DE LA PÉRDIDA AUDITIVA INFANTIL MÁS COMUNES

  • Pérdida auditiva heredada directa o indirectamente de los padres.
  • Nacimiento prematuro o bajo peso al nacer.
  • Dificultades en el parto en las que el bebé puede sufrir falta de oxígeno (hipoxia).
  • Ciertas infecciones en la madre, como la rubeola (sarampión alemén), la sífilis, la infección por citomegalovirus y la toxoplasmosis durante el embarazo pueden dañar el oído interno del niño.
  • Uso de ciertos medicamentos que dañan la audición.
  • Ictericia, especialmente cuando no fue tratada.

Es importante señalar que en muchos casos la pérdida auditiva en bebés y niños no tiene una causa obvia. Por esta razón, es importante examinar a todos los bebés para detectar una eventual pérdida auditiva poco después del nacimiento.

Caab: Profesionales en Audiología Infantil

Le invitamos a visitar Caab Centro Auditivo Profesional, en Majadahonda y Pozuelo de Alarcón, para conocer el verdadero potencial de nuestro Gabinete Auditivo.

Desde el siguiente enlace puede visitar datos sobre la sordera y pérdida de la audición según la Organización Mundial de la Salud: Sordera y Pérdida de Audición

Información del Manual Básico del Cuidado del Oído y la Audición – OMS